Problemas comunes, recomendaciones y mantenimiento para el sistema de frenos

Al ser un sistema básico para la reducción de velocidad y la detención del vehículo, este sistema  soporta mucho desgaste, debido a la fricción y altas temperaturas al que es sometido.

Y los fallos en este sistema son los más comunes en un automóvil, ya sea por falta de mantenimiento o mala conducción.

Problemas comunes

- Dureza en el pedal de freno, puede ser causa de un nivel bajo en los fluidos, alguna fuga en las mangueras de alimentación, o alguna correa suelta en la bomba de alimentación del líquido de freno.

- Desgaste rápido de pastillas, lo que produce un ruido al frenar y posiblemente pérdida de capacidad de frenado en caliente.

- Niveles bajos de líquido de freno, se puede deber a una fuga, o por el excesivo uso de tu líquido de frenos.

- Excesiva carrera en el pedal, posiblemente debido a la existencia de aire en el sistema.

- Pedal esponjoso, puede ser causado por líquido inadecuado o contaminado con agua.

- Carrera del pedal disminuida, es causada posiblemente por el hinchamiento de la goma del cilindro maestro.

- Vibración de frenos, debido a existencia de grasa, líquido o polvo en las patillas de freno.

Recomendaciones

- Evitar frenar innecesariamente, lo que significara no acelerar en calles de ciudad, ni entrar a mucha velocidad en curvas sobre la carretera.

- Al usar frenos en rutas largas, es recomendable frenar con la caja de cambios, lo que reducirá la velocidad del motor, y la aplicación del freno no será tan desgastante.

- Ya que los frenos están diseñados para gastarse, lo lógico sería que ese desgaste sea lo más lento posible, y es bueno estar atentos a este sistema y hacerle mantenimiento de forma constante.

- Evitar mantener el freno presionado en superficies planas o empinadas.

- Si escuchamos un sonido agudo quiere decir que la pastilla está llegando al final de su vida útil, y hay que visitar al mecánico.

- Escoger frenos blandos o duros dependiendo de la potencia de nuestro vehículo.

Mantenimiento

- Es necesario revisar el líquido de frenos cada cierto tiempo, para mantener su eficiencia. Lo recomendable es hacerlo cada 30 000 km.

- Verificar el estado de las pastillas de freno delantero cada 15 000 km.

- Revisar las pastillas de frenos traseros cada 30 000 km.

- Es recomendable cambiar los discos cada dos cambios de pastillas.

- Revise que estén abiertos y limpios los orificios de ventilación de la tapa del cilindro maestro.

- Al levantar el capo del vehículo revisar que no haya fugas en las mangueras, tuberías, y conexiones.

- Comprobar que la tubería no tenga daños ni abolladuras, y también que las mangueras no estén duras ni resecas.  

 

Recomendado para ti