Un Alfa Romeo dejado en el olvido

Un Alfa Romeo dejado en el olvido

Su nombre: Alfa Romeo 8C 2300 nacido en 1932, lleva el sello 2211079 en su chasis. Fue montado en Francia por el carrocero Figoni, a quien se atribuyen muchos diseños emblemáticos de la época, utilizado cinco años después para darle el “feliz cumpleaños” de un padre a su hijo de 21 años.

Es así que este italiano por excelencia de motor 8 cilindros en línea sobrealimentado, pariente del 8C 2300 Spider de Nuvolari, y toda la familia de los 8C que ganaron en las pistas de Le Mans en 4 oportunidades, fue olvidado como muchos clásicos, íconos en sus años dorados.

En 1937, este auto estuvo en manos de Luigi Chinetti, agente que con el paso del tiempo terminaría siendo nada menos que el primer distribuidos de Ferrari en Estados Unidos, trabajando con deportivos italianos desde Greenwich.

Hoy ha sido devuelto a la vida después de casi 80 años por Blakeney Motorsport en Reino Unido.

Recomendado para ti